Reunión de los lunes

Nos reunimos todos los lunes a las 20,30 horas en la C/Vinaroz nº31, entrada por C/Pradillo, MADRID ¡TE ESPERAMOS!

lunes, 6 de febrero de 2017

El feminismo inquisidor no se inmuta cuando el lenguaje machista es negativo contra la figura paterna

Lunes, 6 de Febrero, 2017

José Antonio Luengo, psicólogo experto en adolescentes
El autor del artículo fuente incide en como el lenguaje masculino no encuentra ninguna fuente de oposición por parte de ese feminismo que maneja grandes cuotas de poder bajo los miles de millones de euros que percibe en concepto de igualdad desde los fondos europeos, siempre y cuando sus palabras asociadas a dicho género masculino se asocien a lo negativo.

El trato de los medios de comunicación e información no es distinto, cuando la figura paterna lleva a cabo una acción se traslada a la sociedad bajo una perspectiva de daño hacia los hijos por parte del progenitor paterno, sin embargo cuando es la madre quien lleva a cabo el mismo, similar, o incluso mayor acto, el trato de la información es por completo trasladado a la sociedad de forma muy distinta:

- El diferente trato de los medios con las declaraciones de un padre y una madre
- El "malaje" de los medios de comunicación al sufrimiento de un padre separado de su hijo a miles de kilometros
- El doble rasero del Defensor del Pueblo con un padre y una madre
- El Defensor del Pueblo y los medios de comunicación criminalizan la figura del padre


El texto es de Emilio Prieto:
Me pregunto por qué hiperpaternidad y no hipermaternidad en esta sociedad de rechazo al genérico masculino y que no desea la invisibilización de la mujer, en este caso la madre. Quizá sería más apropiado si hemos de hacer caso a esa acusación tantas veces repetida del “padre ausente”.

http://elpais.com/elpais/2017/01/12/mamas_papas/1484215479_924583.html

¿Si de lo que se estuviese hablando no fuese de los miedos y los problemas de la adolescencia y la juventud se seguiría usando el genérico masculino?

¿Por qué tengo la impresión de que los padres aparecen cuando hay que hablar de los problemas, o las insuficiencias y errores de la educación y aparecen mucho menos cuando hay algo que celebrar?

Si los errores de la educación de otros momentos estaban relacionados con el autoritarismo y este correspondía por entero al padre, ahora que ese autoritarismo no se percibe, ¿las responsabilidades se diluyen en la sociedad y un genérico padres?

Cómo conciliar un titular como éste con esa orden de la Junta de Andalucía que establece como obligatorio que los profesores que de ella dependen ya no puedan decir en sus clases “los niños”, denominación que deben sustituir por “la niñez” o “la infancia”, y que nada de “los andaluces” ya que lo que se debe decir es “la población andaluza”. A quién beneficia esta anomía.


Fuente:
Por qué hiperpaternidad y no hipermaternidad
http://personasnogenero.blogspot.com.es/2017/01/por-que-hiperpaternidad-y-no.html?m=1